¡Desaparece el kalpé-om!


La policia de Atlán ha recibido la denuncia por parte de Zacek sobre la pérdida del legendario cinturón que le permite transformarse en el poderoso Karmatrón.

"Tanto karma, tanto karma... algo le tenía que pasar" comentó un alguacil sin darse cuenta de que lo estaban grabando.



Para los que no lo conocen, Karmatrón es un coloso de 100 metros de altura protegido con una armadura mística que nos defiende de las fuerzas del malvado emperador Asura del planeta Metnal. Sin el cinturón kalpé-om, Karamtrón no puede aparecer en escena.

Los Transformables se encuentran en estos momentos "cepillando" la zona en busca del cinturón pero aún no han tenido éxito.

Titán se encuentra aclarando la zona a cañonazo limpio, Acuarius (no es un refresco) está centrifugando el fondo del mar, Unicornio está socavando los cimientos de la ciudad y Estelaris utiliza su tecnología para crear un mapa de la zona a lo Google Maps.

Zacek nos ha dejado la siguiente declaración contundente dirigida a los presuntos ladrones del kalpé-om:
"Estimados amigos de lo ajeno. El cinturón que han tomado prestado de mi hogar, no es otro que el famoso kalpé-om. Sin él, como sabrán, no podré convertirme en Karmatrón, por lo que nuestro planeta estará en manos del temible Asura. Les solicito tengan a bien devolver lo que no es de ustedes con la mayor brevedad posible para evitar cualquier inminente invasión. Si no lo hicieran de buena manera y los llegamos a encontrar, recibirán el castigo más despiadado que se haya podido realizar en este hermoso planeta. Cuento con ustedes para la devolución del cinturón. Sin más, los saluda cordialmente Zacek (el niño del pelo blanco)".